Alfombras y Tapetes de Huamantla

Autor: Isabel Aquino Romero

Alfombras y Tapetes de Huamantla. Arte Efímero nace del convencimiento de la necesidad de conservar la riqueza cultural y tradiciones, que si bien se heredan de generación en generación, también es importante mantenerlas en una memoria escrita y fotográfica para que las futuras generaciones puedan conocer las diferentes maneras de sentir y disfrutar las fiestas patronales. Un legado para enriquecer la propia identidad, incrementar la admiración por su origen y destacar valores como la fe, la pertenencia, el orgullo y la colaboración.

Las alfombras y tapetes de flores, frutos, semillas, aserrín, tierras naturales y otros materiales constituyen la genuina expresión de un arte pleno de valores y representan un modo de vida y de expresión creativa. Arte efímero que surge para agradecer favores y milagros a la Virgen de la Caridad y que año con año nos sorprende por su calidad y variedad además de ser una actividad entrañable para nuestra población.

La historia que aquí se narra bien puede tener muchas formas de ser contada, tantas como personas intervienen en ella; se construyó como un documento que acumula todo ese maravilloso derroche de fe, convivencia, luz, alegría y hospitalidad, que caracterizan primordialmente una festividad que perdura y crece, año con año, en honor a la venerada imagen de nuestra señora de la Caridad. Familias completas en un acto de cooperación y creatividad confeccionan alfombras y tapetes durante quince días. La festividad encuentra su máxima expresión el 14 de agosto en "la noche que nadie duerme". Las calles de la ciudad se visten de luces, flores y algarabía, efectivamente nadie duerme; los alfombristas, maestros del arte efímero, ayudados por familiares, vecinos y amigos, visten de colores la ciudad. Son momentos de alegría para toda la población, todos participan y aportan su creatividad, cooperación y disposición.

 

Videotutorial

Descarga Calibre

Descarga Aldiko